sábado, 15 de mayo de 2010

Grecia: Atenas

Desde hace unos días, estoy leyendo un blog de principio a fin, cuando un blog me gusta, me tomo la molestia (si tengo tiempo) de leerlo completo, para conocer un poco más a la persona que lo escribe, además también, porque me ayuda a coger ideas para mis propios post.
Cuando llevaba medio blog leído pensé –esta chica ha viajado mucho ojalá yo pudiera permitírmelo- y me puse a recordar sobre las ciudades que he visitado a través de mi archivo fotográfico. Tras dedicarle un par de horas a los recuerdos me di cuenta de que también tengo un extenso currículum viajero, no visitando otros países, salvo del hoy os hablo (eso será en un futuro, cuando mi situación laboral mejore), pero si por España.
Mi primer y único viaje al extranjero fue a Grecia, mi luna de miel, hice un combinado de cuatro días en Atenas y tres de crucero por varias islas griegas. Lo recuerdo con mucho cariño, fue un viaje hermoso y donde disfruté muchísimo.
Nos alojamos en el hotel Esperia Palace, situado entre las plazas de Sintagma y Omonia, en pleno centro de Atenas. No tiene una fachada llamativa, pero su interior es fantástico y el servicio estupendo, su restaurante es muy reconocido por su fantástica comida cosa que tuve oportunidad de degustar. Nos dejamos aconsejar por la agente de viajes y reconozco que llevaba toda la razón, ya que conocimos otras parejas durante el crucero que habían estado alojadas en otros hoteles impresionantes por fuera, pero que dejaban mucho que desear por dentro.


Visita obligada es la acrópolis, conjunto arquitectónico levantado en el s. V a. C. Sus principales impulsores fueron Pericles y Fidias, genios al servicio de la democracia ateniense. Fuimos en metro, nos dijeron que podíamos colarnos en él sin pagar porque no había nadie en los accesos para vender el ticket, pero que podía surgir un revisor que nos lo pidiera en cualquier momento, y la multa por no tenerlo era muy elevada. Sacamos nuestro ticket por si las moscas.
                                                                              Source: Uploaded by user via Carla on Pinterest

Ese mismo día recorrimos el Barrio de PlaKa, pintoresco donde los haya, con estrechas callejuelas llenas de tiendas y restaurantes. En él compré casi todos los recuerdos que les traje a la familia y degusté algunos platos y bebidas típicas: la moussaká, el kebab (influencia gastronómica musulmana) y el licor  Ouzo.
                                                                          Source: Uploaded by user via Ana on Pinterest

Estar en un hotel tan céntrico nos permitió movernos por toda la zona monumental de Atenas andando, nos desaconsejaron utilizar los taxis, porque el conductor si tiene sitio puede montar a otro pasajero en la mitad del trayecto, y de los tranvías no nos fiábamos, aunque insisto en que con este hotel no los necesitamos.
Encontramos cantidad de edificios neoclásicos que constituyen una etapa importante en la evolución arquitectónica de Atenas. El Museo Numismático, la Catedral Católica (en la que se casaron nuestros reyes D. Juan Carlos y Dª. Sofía), el Centro de Oftalmología, la Academia, la Biblioteca y la Universidad. Me resultó muy curioso el monumento al soldado desconocido, a los pies del Parlamento –antiguo Palacio Real-, que está custodiado por soldados Evzones. Es digno de presenciar la ceremonia del cambio de guardia a las horas en punto.

Rápidamente pasaron los días, cuatro solo, y pocos a mi parecer para visitar una ciudad cargada de historia por todos lados. Nos quedaron muchos sitios que visitar y rincones que descubrir, por eso, entre nuestros planes viajeriles tenemos pensado volver algún día.
El resto del viaje lo hicimos en barco…
…Y ese post será para otro día. Espero que os haya gustado.
Las imágenes han sido buscadas en Google Images y Pinterest, en la época de este viaje aún no había cámaras digitales y mi scaner está en huelga.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Me encantará saber tu opinión acerca de mis fotos o cualquier otra cosa que quieras contarme, las críticas constructivas siempre son bien recibidas. Solo te pido una cosa, se sincer@ pero cariños@, que soy sensible.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips